¿Es Seguro Ir al Dentista Durante el Embarazo?

Entre visitas al doctor, viajes al hospital y preparar el cuarto del bebé, no dejes que las visitas al dentista se queden fuera de tu lista de cosas por hacer antes de la llegada del bebé. Un chequeo durante el embarazo es seguro e importante para tu salud dental. No sólo pueden hacerte limpiezas e intervenciones como empastes antes de que nazca el bebé, también tu dentista puede ayudarte con cualquier síntoma dental relacionado con el embarazo que puedas estar teniendo.

Tanto la Asociación Dental Americana, como el Congreso Americano de Tocólogos y Ginecólogos y la Academia Americana de Pediatría animan a las mujeres a buscar atención dental durante el embarazo.  “Es un período crucial en la vida de una mujer y mantener una buena salud oral está directamente relacionado con la buena salud general”, dice Aharon Hagai, Doctor en Cirugía Dental.

Estas son algunas preocupaciones de las mujeres sobre las visitas al dentista durante el embarazo.

¿Cuándo le digo a mi Dentista que Estoy Embarazada?

Incluso si solamente piensas que podrías estar embarazada, hazlo saber a la consulta dental. Diles de cuánto tiempo estás cuando conciertes la cita. También dile a tu dentista qué medicamentos estás tomando o si tu medico te ha dado algún consejo especial. Si tu embarazo es de alto riesgo o si tienes ciertas enfermedades, tu dentista y tu medico podrían recomendarte posponer algunos tratamientos.

¿Cómo Puede el Embarazo Afectar mi Boca?

Aunque muchas mujeres no tienen incomodidad en los dientes durante los nueve meses, el embarazo puede empeorar algunas enfermedades, o crear otras nuevas. Los chequeos regulares y los buenos hábitos de salud oral pueden contribuir a mantenerte sana a ti y al bebé.

Gingivitis del Embarazo
Tu boca puede ser afectada por cambios hormonales que experimentarás en el embarazo. Por ejemplo, algunas mujeres desarrollan la llamada “gingivitis del embarazo”, una inflamación de las encías que puede causar hinchazón y dolor. Tus encías también podrían sangrar un poco cuando te cepillas o usas la seda dental. Si se deja sin tratar, la gingivitis puede conducir a enfermedades de las encías más serias. Tu dentista podría recomendarte limpiezas más frecuentes para prevenir esto.

Mayor Riesgo de Caries
Las mujeres embarazadas son más propensas a la caries por varias razones. Si estás comiendo más carbohidratos de lo habitual, esto puede causarte caries. Las náuseas matutinas pueden aumentar la cantidad de ácidos a la que está expuesta tu boca, lo que puede corroer el esmalte.  

Cepillarse dos veces al día y usar la seda dental a diario también puede dejarse de lado durante el embarazo por muchas razones, incluyendo náuseas matutinas, ganas de vomitar más frecuentes, encías que duelen y cansancio. Es especialmente importante mantener tu rutina, ya que unos hábitos pobres durante el embarazo han sido asociados con el parto prematuro, restricción del crecimiento intrauterino, diabetes estacional y preeclampsia.

Tumores del Embarazo
En algunas mujeres, el sobre-crecimiento de tejido llamado “tumores del embarazo” aparece en las encías, a menudo en el segundo trimestre. No es cáncer sino inflamación que ocurre entre los dientes. Podría estar relacionada con exceso de placa. Sangran fácilmente y tienen un aspecto rojizo, parecido a una frambuesa cruda. Generalmente desaparecen después de nacer el bebé, pero si estás preocupada, pregunta a tu dentista si es conveniente que te los quite.

¿Es Seguro Tomar los Medicamentos que mi Dentista me Recomiende Durante el Embarazo?

Asegúrate de que tu dentista sabe si estás tomando alguna medicina con receta o sin receta médica. Esta información ayudará a tu dentista a determinar qué tipo de prescripción, si la necesitaras, podría recetarte. Tu dentista podría consultar a tu médico para elegir las medicinas, como calmantes o antibióticos, que puedes tomar de forma segura durante el embarazo. Ambos, tu dentista y tu medico están preocupados por ti y por tu bebé, así que hazles tantas preguntas como tengas sobre las medicinas que te recomienden.

¿Y la Anestesia Local Durante el Embarazo?

Si estás embarazada y necesitas un empaste, una endodoncia o que te saquen una muela, una cosa de la que no puedes preocuparte es el riesgo de la anestesia que tu dentista podría usar en la intervención. Es, de hecho, segura tanto para ti como para tu bebé.

Un estudio de agosto de 2015 en la Revista de ADA siguió a un grupo de mujeres embarazadas que tuvo intervenciones usando anestesia como inyecciones de lidocaína y un grupo que no las usó. Según el estudio, estos tratamientos son seguros porque no producen ninguna diferencia en la tasa de abortos espontáneos, defectos de nacimiento, prematuridad o peso del bebé. “Nuestro estudio no identificó ninguna evidencia de que el tratamiento dental con anestesia es dañino en el embarazo”, declaró el autor del estudio, Doctor Hagai. “Nuestra meta era determinar si había riesgo significativo asociado con el tratamiento con anestesia y los resultados del embarazo. No encontramos ningún riesgo de ese tipo”.

¿Me Pueden Tomar una Radiografía Dental Estando Embarazada?

A la mitad de las mujeres del estudio JADA sobre la anestesia les tomaron radiografías estando embarazadas y también se encontraron seguras. Puede que necesites una radiografía si tienes una emergencia dental o si hay necesidad de un diagnóstico. Aunque la radiación de las radiografías dentales es muy baja, tu dentista o higienista te cubrirá con un delantal de plomo para minimizar la exposición del abdomen. También cubrirá tu garganta con un collar de plomo para proteger tu tiroides.

 

Más en MouthHealthy