Skip to Main Content
English | Español
A A A

Qué esperar para su salud bucal

 

¿Tengo que cambiar mi rutina diaria?

Si ya te estás cepillando dos veces al día con una crema dentífrica fluorada y te limpias entre los dientes una vez al día, ¡sigue haciéndolo! Si no es así, este es el mejor momento para empezar, ya que los malos hábitos durante el embarazo están asociados con el parto prematuro, el crecimiento intrauterino restringido, la diabetes gestacional y la preeclampsia. Habla con tu dentista acerca de tu rutina. ¿Vas a comprar cosas para ti y para el bebé? Busca productos dentales con el Sello de Aceptación de ADA.
 

¿Por qué me sangran las encías?

La mitad de las mujeres embarazadas desarrollan gingivitis gestacional, una forma leve de afección de las encías que es más común entre el segundo y el octavo mes de embarazo, y que suele desaparecer cuando nace el niño. Las hormonas hacen que tus encías se irriten más fácilmente por la placa y pueden hacer que se enrojezcan, se ablanden, duelan o sangren. Cepíllate dos veces al día por dos minutos y habla con tu dentista acerca de otras medidas que puedes tomar para mantener tus encías saludables.
 

¿Se pierde un diente con cada bebé?

No. Si lo pierdes, lo más probable es que ya tuvieras un problema dental antes del embarazo. Sin embargo, puedes tener la sensación de que tus dientes están algo sueltos. Según la Clínica Mayo, la progesterona y los estrógenos pueden aflojar los ligamentos y los huesos que mantienen tus dientes en su sitio, incluso aunque no tengas gingivitis. Muchas veces esto desaparece después del embarazo, pero díselo a tu dentista si sientes que tus dientes se mueven cuando no deberían.
 

Tengo náuseas matinales. ¿Qué debo hacer?

Por desgracia, la nauseas matinales pueden surgir en cualquier momento del día. El vómito contiene ácidos estomacales que podrían carcomer tus dientes, así que espera a cepillarte los dientes hasta que te hayas enjuagado la boca para evitar que esos ácidos causen daño. En lugar de cepillarte, enjuágate y escupe primero. Puedes usar agua, o enjuague bucal diluido, o una mezcla de un vaso de agua y una cucharadita de bicarbonato. Escúpelo y cepíllate los dientes unos treinta minutos más tarde.

 

¿Es seguro ir al dentista durante el embarazo?

¡Sí! De hecho tu dentista podría recomendarte limpiezas adicionales durante tu segundo trimestre y al principio del tercero para ayudar a controlar la gingivitis. Si la última visita fue hace más de 6 meses, o si notas cambios en tu boca, concierta una cita. Hazle siempre saber a tu clínica dental en qué mes estás cuando llames, e informa a tu dentista de cualquier cambio en la medicación que tomas, o si has recibido alguna indicación especial de tu médico.
 

¡Ayuda! Cepillarme me da arcadas.

Tómatelo con calma y piensa qué puede serte útil. Cambiar el sabor de tu crema dental, usar un cepillo con una cabeza más pequeña, o cepillarte a horas diferentes del día pueden ayudar. Si necesitas enjuagarte y escupir antes de cepillarte los dientes, intenta esto también. Lo importante es mantener tu rutina porque tienes un riesgo ligeramente mayor de caries debido al ácido en tus dientes por las náuseas matinales, los posibles cambios en la dieta y por sentirte demasiado cansada para cepillarte.
 

¿Afecta lo que como a los dientes de mi bebé?

Los dientes de tu bebé empiezan a desarrollarse entre el tercer y el sexto mes de embarazo y alimentarte bien puede ayudar a que se formen correctamente. Consume muchos nutrientes –incluyendo vitaminas A, C y D, proteínas, calcio y fósforo. Para reducir el riesgo de defectos en el tubo neural, necesitas 600 microgramos de ácido fólico por día a lo largo de tu embarazo. Toma suplementos de ácido fólico y come alimentos con alto contenido en folato.
 

¿Son los rayos x seguros durante el embarazo?

Sí, las radiografías dentales son seguras durante el embarazo. Tu dentista o higienista te cubrirá con un delantal protector que minimice la exposición del abdomen. Cuando sea posible, tu clínica dental cubrirá también tu garganta con un collar de tiroides para proteger el tiroides de la radiación.
 

¿Es seguro tener una intervención dental?

El Congreso Americano de Obstetras y Ginecólogos asegura que procedimientos como empastes de caries y coronas son seguros, y que es importante hacerlos para evitar posibles infecciones durante el embarazo. Las intervenciones cosméticas como el blanqueo deberían esperar hasta que llegue el niño. Si necesitas una intervención de emergencia, coordina con tu dentista un buen plan para tu salud y la de tu bebé.