Parte

Raspadores de lengua

Vista de perfil de una lengua extendida y un raspador de lengua

Un raspador de lengua es una herramienta utilizada para ayudar a limpiar la lengua. Aunque no hay pruebas fehacientes de que los limpiadores de lengua sean más eficaces que cepillarse los dientes y la lengua con regularidad, pueden ayudar a frenar el mal aliento. Están disponibles en una variedad de formas y tamaños, y se utilizan empezando en la parte trasera de la lengua hacia adelante. De este modo se elimina todo el exceso de placa y las bacterias que producen el olor.

Las posibles causas del mal aliento incluyen la dieta, la sequedad bucal, la enfermedad de las encías, el consumo de tabaco o simplemente una mala higiene bucal. Si le preocupa el mal aliento, vaya al dentista.

Una buena higiene bucal y visitas regulares al dentista son esenciales para la salud de la boca.

Otros consejos para evitar el mal aliento son:

  • Cepillarse los dientes durante dos minutos, dos veces al día 
  • Utilizar la seda dental una vez al día 
  • Programar visitas al dentista con regularidad