Parte

Salud Dental para Adultos Mayores

A medida que uno se hace mayor, resulta aún más importante cuidar los dientes y la salud bucodental. Una idea errónea generalizada es que es inevitable perder los dientes. No es cierto. Si se cuidan correctamente, los dientes pueden durar toda la vida.

La boca cambia a medida que se envejece. Los nervios de los dientes pueden hacerse más pequeños, con lo que los dientes son menos sensibles a la caries u otros problemas. Si no se hace revisiones dentales con regularidad, esto podría llevar a su vez a que los problemas no se diagnostiquen hasta que sea demasiado tarde.

Si desea sentirse bien, mantener un buen estado de salud y tener buen aspecto durante toda la vida, tal vez le sorprenda la diferencia que marca una boca sana.

Estos son algunos consejos para preservar y mejorar su salud bucal:

  • Cepíllese dos veces al día con un cepillo de dientes de cerdas suaves. También puede ser beneficioso el uso de un cepillo de dientes eléctrico.
  • Límpiese entre los dientes una vez al día con seda dental u otro limpiador interdental.
  • Si lleva dentadura completa o parcial, recuerde limpiarla a diario. Extraiga la dentadura de la boca durante un mínimo de cuatro horas todos los días. Lo ideal es extraerla por la noche.
  • Beba agua corriente. Dado que, por lo general, contiene flúor, ayuda a evitar la caries dental, con independencia de la edad.
  • Deje de fumar. Además de aumentar el riesgo de padecer cáncer de pulmón y otros cánceres, fumar agrava los problemas de la enfermedad de las encías, la caries dental y la pérdida de dientes.
  • Visite al dentista. Visite al dentista con regularidad para una revisión dental completa.

Al adoptar hábitos bucales sanos en casa, tomar decisiones inteligentes sobre la dieta y el estilo de vida y solicitar asistencia dental con regularidad, puede contribuir a que los dientes le duren toda la vida, ya tenga dientes naturales, implantes o dentadura postiza.